Hace poco más de un año, en octubre del 2020, el Foro Económico Mundial, publicó “The Future of Jobs Report 2020”, en el cuál, a partir de encuestas a directivos empresariales y estrategas de recursos humanos de todo el mundo, se analizó el ritmo de cambio y el impacto de la pandemia en las tendencias laborales actuales y futuras.

Los resultados permiten hacer un inventario de los empleos y competencias del futuro, que están siendo demandadas y que serán tendencia en los próximos años.

Las conclusiones del estudio se pueden resumir en los siguientes 5 puntos:

 

  1. La fuerza de trabajo se está automatizando con mayor rapidez de lo esperado, y 85 millones de empleos se verán desplazados en los próximos cinco años.
  2. La revolución robótica creará 97 millones de nuevos empleos.
  3. En 2025, el pensamiento analítico, la creatividad y la flexibilidad se encontrarán entre las competencias más buscadas.
  4. Las empresas más competitivas se centrarán en actualizar las habilidades de sus empleados.
  5. El trabajo a distancia ha llegado para quedarse.

 

Estos resultados, lejos de generar incertidumbre en nuestro futuro laboral, han de ser un llamado a nuestro deber como padres y a la escuela como institución, para reforzar aquellas competencias y aprendizajes necesarios para ser agentes activos en las dinámicas laborales y sociales del futuro.

 

El reporte también señala los principales grupos de destrezas que los empleadores consideran que van a tener más importancia en los siguientes años:

  • El pensamiento crítico y análisis.
  • La resolución de problemas.
  • Destrezas de autogestión, tales como:

                 o  El aprendizaje activo

                 o  La resiliencia

                o  La tolerancia al estrés

                o  La flexibilidad

 

¿Qué nos dicen estos resultados a nosotros como padres?, ¿están nuestros hijos e hijas adquiriendo estas destrezas?, ¿cómo podemos ayudar a potenciarlas?, ¿cómo podemos los padres aunar esfuerzos con el colegio para reforzar estas competencias?, ¿puede el AMPA colaborar?

 

La educación para el futuro y para la vida misma es una tarea conjunta entre la familia, escuela y sociedad. Es nuestro deber como padres comenzar a articular y dinamizar estos aprendizajes indispensables para el futuro de nuestros niños y niñas. ¿Qué vas a hacer tú?

¿es este el futuro de nuestros hijos? Es cierto que hay profesiones que tienden a desaparecer y otras a prosperar…. es cierto que las características que buscan en los profesionales va cambiando. Las entrevistas de trabajo ya ni siquiera son las mismas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *